Comunidad Symfony: el Universo en equilibrio

Dentro del sector de las TI hay algo que (casi) todos, tanto del lado de los desarrolladores como del lado de los gestores, chiefs, jerifantes y demás, tenemos claro: las bondades del aprovechamiento de código de terceros.

¡The Inbounder World Tour 2017 ha llegado! Cuatro ciudades han sido los escenarios elegidos en España, Europa y Estados Unidos. Tras el éxito de Madrid, Londres y Nueva York la nave The Inbounder llegará a Milán. Las entradas para Milán del próximo 15 de septiembre ya están a la venta. ¡No te quedes en tierra! Sube a la nave #theInbounder

Me refiero por supuesto a código abierto que se puede usar libremente o a código adquirido. Fragmentos de código que pueden ir desde unas pocas líneas que nos permiten en un momento dado resolver la duda que nos ha llevado a Google, hasta componentes o bundles de una complejidad y tamaño considerable que en ocasiones resuelven problemas muy complejos.

En este artículo me gustaría hablar sobre bundles Symfony de código abierto, y más concretamente de su correcto uso en proyectos a largo plazo.

 
Bundles Symfony de código abierto y su uso

Cuando una empresa de TI aborda un nuevo proyecto debe decidir cómo solucionar cada uno de los retos individuales que lo componen. Personalmente la cuenta es sencilla: cada línea de código escrita cuesta X horas de desarrollo y X horas de mantenimiento, mientras que si el problema se resuelve con un componente de terceros, el coste es 0 o cercano a 0. Esta decisión no siempre es fácil… hay que tener mucha confianza en el código de terceros y eso ha servido muchas veces como freno o argumento en contra. No son pocas las veces que hemos oído eso de “el código libre es menos seguro que desarrollarlo todo nosotros porque cualquiera puede verlo”.

OK, una vez superado este miedo: ¿Cómo sigue la historia? Descargas código abierto, lo usas, entregas el proyecto a tiempo y todos felices. FIN.

Oh wait! ¿Has visto el titular del artículo? La historia no termina aquí. Usamos código abierto porque confiamos en él, y esto ocurre porque detrás hay una comunidad en constante ebullición que utiliza el código, lo prueba, lo mejora y contribuye a su evolución y mejora.


Por eso una decisión sencilla y coherente con el ecosistema de bundles que nos brinda la comunidad es tomar una posición activa y pasar de "user" a "contributor" de cualquiera de los componentes de código abierto que usamos en el día a día, ya sea mejorando su funcionamiento, solucionando algún error o simplemente mejorando la siempre mejorable documentación.

 

Pero detrás de esta sencilla decisión se encuentra el duro esfuerzo posterior de hacer las cosas de forma que no sólo sirvan a nuestros intereses particulares, sino que puedan ser reutilizadas por otras personas que se encuentren ante una problemática similar. Esto implica utilizar una serie de herramientas “satélites” a nuestro código para garantizar la calidad del mismo y facilitar que otros puedan beneficiarse de nuestra contribución.

 
Por qué contribuir en la Comunidad Symfony

Los beneficios de tomar la decisión de ser "contributor" de algún proyecto de relevancia son variados:

  • La empresa se convierte en un mejor lugar de trabajo para los programadores, por el simple orgullo implícito en todo programador de haber contribuido a la comunidad open source.
  • Generación de imagen de marca. Se suele menospreciar el impacto de que una comunidad de técnicos conozcan la empresa, pero es otro canal más de publicidad a través del cual existen leads potenciales. Además de que podría generar algún tipo de publicación en blogs especializados que mejoren el posicionamiento de la web corporativa.
  • Como un argumento más a favor de estos bundles frente a un potencial cliente reticente al uso de código abierto.
  • También existe la posibilidad de presentarse a concursos u obtener algún reconocimiento público por dicho esfuerzo.
  • Además el hecho de que la comunidad pueda utilizar código desarrollado por tu empresa beneficia a que este código quede probado por más gente y se detecten antes potenciales errores o “bad smells”.

 

Por todo esto, desde We Are Marketing, creemos en la importancia de contribuir y compartir código con la Comunidad Symfony, y muestra de ello son nuestras recientes contribuciones a Sonata Project y Symfony Cmf.

¿Y tú? ¿A qué esperas?

 

¿Aún no te has suscrito a nuestra Newsletter?

¡Tenemos un montón de cosas que contarte! Actualidad, entrevistas, artículos de interés, herramientas imprescindibles, curiosidades… Todo, cada dos semanas en tu buzón.

amachado
amachado
15/04/2015

OMG

¿Aún no te has suscrito a nuestra Newsletter?

¡Tenemos un montón de cosas que contarte! Actualidad, entrevistas, artículos de interés, herramientas imprescindibles, curiosidades… Todo, cada dos semanas en tu buzón.